Ocho dias de uso desproporcionado de la fuerza contra manifestantes en Colombia
Galeria de Fotos: Toronto se une a la Protesta! Mayo 4, 2021

 

COLOMBIAN ACTION SOLIDARITY ALLIANCE – CASA

– COMUNICADO –

 

Frente a las situaciones críticas y complejas como el incremento de la violencia socio-política que amenaza especialmente a los grupos poblacionales indígenas, afrodescendientes y las comunidades campesinas en Colombia y prioritariamente en el departamento del Cauca, donde las principales víctimas de estas violencias son los líderes y lideresas que vienen padeciendo amenazas, persecución y asesinatos consecutivos, las y los miembros de Colombian Action Solidarity Alliance – CASA, desde Toronto, nos unimos al rechazo colectivo de estos actos de violencia sistemática y estructural, manifestando su posición de defensa de la vida en dignidad y de la integridad de los y las defensores de derechos humanos, ambientalistas y reclamantes de tierra.
A la vez, nos permitimos ser plataforma de denuncia y visibilización de la grave situación que se presenta en el país, en donde en lo que va del 2021, han ocurrido 52 asesinatos de líderes sociales y 32 masacres que suman 116 víctimas según datos de INDEPAZ.  Así mismo, nos sumamos desde nuestro pensar y actuar a las voces y cuerpos que avivan y sostienen el Paro Nacional del 28 de Abril de 2021, en contra de la Ley de Reforma Tributaria propuesta por el gobierno de Ivan Duque eufemísticamente denominada: “Ley de Solidaridad Sostenible” y las nefastas políticas con las que intenta y ha intentado manejar la pandemia Covid-19.
CASA reitera y resalta el importante papel que han desempeñado los y las defensoras de derechos, lideresas y líderes sociales frente a la promoción de la plena vigencia de los derechos humanos y territoriales en Colombia, así como su destacado rol en la construcción de la paz, la defensa de la vida en medio de la adversidad y la terminación pacífica del conflicto armado.
Recientemente, organismos internacionales como la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), ha expresado su preocupación por la violencia sostenida registrada durante el año 2020 en Colombia y ante la persistencia de la violencia en el 2021, la Comisión ha hecho diversos llamados al Estado Colombiano para reforzar todas las medidas necesarias que puedan garantizar a las personas defensoras de derechos humanos ejercer sus actividades en un ambiente propicio libre de hostilidades y agresiones.  Contrario a esto, se percibe un panorama desolador en el que las violencias se han incrementado en medio de las medidas de aislamiento decretadas por el Estado bajo el marco de la pandemia por el Covid-19, especialmente en los territorios que históricamente han sido afectados por la confrontación de actores del conflicto armado interno.

“En los últimos meses hemos visto cómo se intensifican los hechos victimizantes en nuestro territorio: Masacres, desplazamientos, confinamientos, asesinatos, desapariciones forzadas, torturas, amenazas a líderes, atentados con artefactos explosivos que dejan víctimas mortales, enfrentamientos entre grupos armados legales e ilegales, entre otros, hacen que nuestras comunidades se hayan convertido en campos de guerra, afectando la tranquilidad característica del katsa su y desequilibrando todos los seres espirituales que habitan el mismo.” Asociación de Autoridades Tradicionales y Cabildos Indígenas Awá en Colombia

En el Departamento del Cauca ha sido una constante la presencia y expansión de actores armados irregulares[i], algunos recién surgidos y otros fortalecidos ante el incumplimiento progresivo de los Acuerdos de Paz y la incapacidad del Estado de actuar en territorios abandonados tras la abdicación de armas de las guerrillas de las FARC-EP.
La CIDH también ha observado que la mayoría de los asesinatos que se han registrado se concentraron en los departamentos de Cauca, Chocó, Nariño, Antioquia, Huila, Norte de Santander, Córdoba y Putumayo, territorios – que el Estado ha identificado como “Zonas de Riesgo”- que de manera histórica se ven afectados por la confrontación permanente entre el Ejercito Militar Nacional y los grupos al margen de la ley. Así mismo, los departamentos de Valle de Cauca, Magdalena, Bolívar, Córdoba, Arauca y Chocó, han sido identificados por el Estado como zonas de riesgo para ejercer la defensa de los derechos humanos.
En el contexto actual de implementación del Acuerdo de Paz, resulta de vital importancia la presencia del Estado en territorios, no solo con presencia militar, sino con programas de inversión social, cuya necesidad de fortalecimiento institucional cada vez resulta mayor.  Especialmente en aquellas zonas más afectadas por el conflicto armado y abandonadas donde hoy han reaparecido las disidencias de grupos guerrilleros y bandas paramilitares.
Como CASA, le apostamos a ser voceros y voceras de una fuerza colectiva para la visibilización de los incumplimientos del Estado colombiano -a través del gobierno del Presidente Iván Duque y de su partido de gobierno el Centro Democrático- en su obligación de garantizar y proteger la vida y la integridad personal de quienes defienden los derechos humanos, los derechos territoriales y ambientales. También de aquellos quienes luchan por condiciones de dignidad en el campo y en las ciudades en situaciones de riesgo, incluso cuando este riesgo se deriva de la acción de un agente no-estatal como lo son las bandas paramilitares y las disidencias guerrilleras al servicio de la mafia global y del narcotráfico.
Por consiguiente, nuestro trabajo prioritario en Canadá es darle mayor visibilidad a las luchas del movimiento social colombiano y fortalecer los lazos de solidaridad entre los movimientos sociales en ambos países.  Por tanto, manifestamos nuestro respaldo y apoyo directo a la movilización de Colombia a través del Paro Nacional del miércoles, 28 de abril de 2021, en contra de la ley de “Solidaridad Sostenible” o reforma tributaria que afecta a los sectores más desfavorecidos de la población colombiana.

*************************************************

[i] Algunos denominados GAO por parte del Estado como el ELN (Frente de Guerra Suroccidental: Frente José María Becerra, Compañía Lucho Quintero; Frente Manuel Vásquez Castaño, Compañía Camilo Cienfuegos; Compañía Milton Hernández Ortiz), EPL y Paramilitares (Clan del Golfo, Las Águilas Negras y Autodefensas Unidas de Colombia. Otros denominados por parte de la institucionalidad Grupos Armados Organizados Residuales y conocidas como disidencias de las FARC (Jaime Martínez, Carlos Patiño, Dagoberto Ramos, Nueva Marquetalia y Jacobo Arenas).

You're Invited!

Come and celebrate the work of LACSN and its allies!

You have Successfully Subscribed!